Red, White & Royal Blue de Casey McQuiston


Título original: Red, White & Royal Blue Título en español: Rojo, blanco y sangre azul
Autor: Casey McQuiston Editorial en español: RBA (disponible solo en España) Género: Romance, drama, política, humor


💓💙💓

Este libro es uno de los niños mimados del internet y ya desde antes de salir viene levantando un hype que mamma mía: contrato cinematográfico antes de publicarse siquiera, best seller de todas las listas posibles, mil doscientos premios y toda la comunidad lectora tildándolo de una joyita.

Y cómo no si ya la premisa es un tremendo shut up and take my money.

No voy a dejarles la sinopsis, se los voy a resumir en: el hijo de la presidente de Estados Unidos se enamora del príncipe de Inglaterra en plena recampaña de su mami. Drama, llama. 

Pero, queridos míos, agárrense sus cinturones porque están a punto de leer otra reseña bipolar de Lee.Sueña.Vuela.

¿Por qué?

Porque ADORÉ el romance del libro, Henry y Alex estarán por siempre en mi corazón, pero todo el resto de la historia me pareció...

UN PLOMAZO

Listo, lo dije.

A este libro le sobra política y le falta romance, y adivinen cuál es la parte buena. 

Sé que fue extremadamente ingenuo de mi parte no esperar política de un libro sobre hijos de políticos, pero tampoco esperaba que le robara protagonismo al romance.

Mi mayor problema fue que toda escena en la que Alex y Henry no estaban interactuando no podía importarme menos. Me aburría, me estancaba. Me llevó dos meses terminar este libro por eso, y aunque el estilo de Casey es fresco y jocoso, me resultó una lectura lenta y desapasionante (de vuelta, esto no aplica a las escenas de romance, histeriqueo y todo lo del medio).

Es que pocas cosas en la vida me interesan menos que la política. Me involucro solo para ser una ciudadana informada, pero me obligo a hacerlo, me cuesta, me embola, jamás leería un libro sobre política. Es la posta.

Pero esto es absolutamente subjetivo, es mi opinión sobre el contenido. Si te copa o no te molesta la política, este es tu libro.

Ahora voy a arrancar la segunda curita antes de hablarles de las mútliples virtudes de este libro:

La tercera persona es el peor enemigo de esta historia. Qué mala elección, por favor. No funciona, no cuadra, te aleja. Le da a la historia un aire a resumen y a los personajes una superficialidad que no los ayuda. De hecho, en el caso de Alex, la tercera persona lo hace quedar como un idiota vano y superficial muchas veces. Sentía que leía constantemente sobre Cosmo de Los padrinos mágicos.

Incluso al no haber un fuero interno, hay cosas que rayan lo ofensivo. Por ejemplo, el tema de su sexualidad. Se acuesta con chicos, acaricia entre suspiros por diez años un póster del maldito príncipe de Inglaterra, pero de afuera se ve como un completo "no homo, bro" porque a él nunca se le ocurrió que pudieran gustarle los chicos.

Es potencialmente lo más estúpido del mundo. Perdón por la dureza.


Y, ¿saben qué? La pifia narrativa se delata sola: lo mejor de este libro son los mails que Henry y Alex se mandan constantemente, mails en primera persona que son una total y absoluta delicia y llenan todos los huecos emocionales y psicológicos que la tercera persona de la narración no puede. Sin esos mails la historia sería una planicie total, jamás conectaríamos con los personajes. Jamás los llegaríamos a conocer íntimamente.

Realmente me gustaría preguntarle por qué, por qué teniendo estas dos bestias de carisma, la autora eligió que mantengamos esta distancia con ellos. Pero bueno, si lo eligió así, por algo será. ¿No?

Les hablé de ingenuidad y volvamos a ponerla sobre la mesa:

Que esa portada rosa bebé y las letras aniñadas no los confundan (como a mí, jaja). Este libro es lisa y llanamente porno y lo descubrí leyendo en el subte, jajajaja. Es muy explicito, muy guarro. Alex es un caballo, el otro se hace el caballero inglés pero no se queda atrás.

Para que se den una idea, luego de su primer encuentro eh, romántico se despiden con un (seleccionen entre los asteriscos para evitar el spoiler) * "For fuck's sake, man, you just had my dick in your mouth, you can kiss me good-night"* Si no saben inglés o no quieren leer, dice "Muy rico todo, negri. Nos vemos la próxima, cuidate". Bueno, no. No dice eso justamente.

En lo personal esto me tomó por sorpresa porque no había leído nada al respecto, pero no me molesta. Sin embargo, llega un punto en el que el 80% de la trama se reduce a ellos arreglando encuentros diplomáticos para coger por el mundo. Y sé lo que están pensando: GOALS. Perooooooo, darme un toquecito más de desarrollo, no dejar todo el drama para lo último (o casi lo último) no vendría nada mal, qué decirles.

Si hubiera querido puro sexo me descargaba cualquier libro de Amazon con torsos aceitados en la portada.

Me prometieron drama, señores. DRAMA.

Y el drama llega, medio tarde, pero llega y me gustó mucho, porque la relación de estos dos es, dentro de todo, muy sana y pura. Nada tóxica. Nada de machiruleadas. Resuelven todo juntos como los dos bebecitos que son, y están ahí apoyándose mutuamente y nerdeando (son re nerds los dos, hasta Alex que se hace el gallito latino) todo el tiempo. Y es muy hermoso, emponderante y esperanzador. Incluso lográs sentir su orgullo.

La relación romántica es lo mejor de lo mejor. Muy divertida, te rebalsa el cora de cosas bellas, te deja sonriendo y simplemente querés que sean felices juntos por siempre, igual de compañeros, y de tontos, y de abiertos, y de vulnerables. Tienen algún que otro ida y vuelta de rigor para la trama, y algunas escenas sexuales te causan un poco de cringe, pero en general es goals entre goals. Una cosa preciosa, que te hace shippear como loco. Siento que los quiero mucho.




Si me hubiera dado más de eso, que amé con mi vida, más de esa lucha y más de esa decisión, y más de esa relación preciosa. Este libro hubiera sido la joya prometida.

Pero... no. Hay una carga inmensa de política (ni siquiera la interesante, porque todos sabemos que los puterios de la corona británica > política estadounidense) y sexo explícito.

Todo no se puede en la vida, es así. Y todo es subjetivo. A mí me hubiera gustado más lucha y arrobo, a otro le gustará que haya más política, a otro leer sin parar sobre estos dos chupándose partes. Y todo es igual de válido. Esa es la belleza de la lectura.

¿Por qué creo que funciona? Porque tiene a dos idiotas carismáticos de protagonistas + puro fanservice. Es la formula del éxito y quiero sacarme el sombrero ante Casey por eso porque, no importa cuánto se esfuercen, muy, muy pocos pueden lograr que este combo casi de fanfiction funcione realmente. Es un don.

En fin. ¿Vale la pena este libro? Claro que sí. En lo personal, no superó mis expectativas, los zapatos del hype le quedaron grandes y tuve que esperar un par de semanas para reseñarlo porque, si lo hacía al terminarlo, el tedio que me provocó la lectura hubiera ganado sobre todo lo demás y esta sería una reseña negativa. Pero la distancia, de hecho extrañar un poco a los personajes (pero no a la historia, oops!) y todo, me permiten verle el costado bueno.

No disfruté este libro tanto como esperaba, pero Alex y Henry son bellos, su lucha es bella y, si les llama la atención, sin dudas les recomiendo leerlo.

"History, huh? I bet we could make some".

You May Also Like

7 comentarios

  1. Me encantó tu reseña. Una de mis partes preferidas fue la política pero entiendo que no a todos les gusta. Y si, tambien sentí el cringe en algunas escenas de sexo, pero sigue estando en mi top 3 de mejores libros que leí el año pasado.
    Hubiera agradecido un montón una narración en primera persona de Henry. Siento que Casey se quedó bastante corta con él, tenía mucho potencial.

    Red, White & Royal Blue será siempre uno de esos libros que visito para despejar mi mente de lo terrenal y sumerjirme en esta realidad fantástica en la que Henry y Alex cruzan mares y oceanos para poder verse una hora cada tanto.

    Soy fan de las películas navideñas, que decir. Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Absolutamente, tiene que MÍNIMO hacernos una short story desde el pov de Henry

      Eliminar
  2. Uff, el hype de este libro! Sinceramente ahora en mis lecturas solo quiero drama :P Pero creo que cuando esas ganas de drama sean saciadas, tal vez lea este libro.
    Hace mil que no comento, pero casi siempre leo tus reseñas. Esta me gustó mucho!
    Felices Pascuas!

    ResponderEliminar
  3. Hola Meli!! Coincido. Realmente disfruté el ship y todas sus escenas. Algunas cosas me re chocaron y quede como NOOO (spoiler: que se hicieran públicas sus cartas)
    Y si. La politica no podia importarme menos. Al principio bueno si.. PERO AL FINAL. Dios que final horrible queria más de mi ship, de fangirleo, de todo lo que me habia hecho feliz. Y tuve un final político aburrido -_-
    Me crearon bastantes expectativas pero amé tanto el ship que no pude evitar considerarlo de mis lecturas favoritas el año pasado.
    Me gustó mucho la reseña♡
    Besos!!

    ResponderEliminar
  4. Vuelvo por aquí después de un tiempo, porque me entretiene la uni :s, y la verdad no había oído de este libro, por la portada sí que creí que era liviano pero me encantó tu reseña y realmente que lastima que no haya sido lo que se promete, a pesar de todo, con gusto me lo leería porque las historias de amor siempre son mi debilidad. *-*
    ¡Saludos Meli! :D

    ResponderEliminar
  5. ¡Hola Meli!
    Este libro es super engañoso, como dijiste, la portada da a entender otra cosa. También me sorprendí cuando lo leí, pero quizás estoy curada del espanto porque no le presté mucha atención a la falta de coherencia (? entre la tapa rosadita y cute con el interior del libro.
    Pero igual te deja medio descolocada al inicio.
    La política es uno de mis temas menos preferidos, realmente no me gusta y me informo lo justo y necesario. Así que aunque ayuda a construir el presonaje de Alex y me gustó que le de más realismo a la trama, desearía que hubiese menos.
    Igual lo terminé colocando entre mis favs el año pasado.
    Qué bueno que ya lo leíste.
    ¡Besos!

    ResponderEliminar
  6. Hola! Me hiciste reír un montón con la reseña. Y también bajar las expectativas, cosa que no viene nada mal. Gracias por eso, probablemente lo disfrute más de esta manera.
    Un besote!

    ResponderEliminar

Cada vez que dejas un comentario Gato es tan feliz que casi, casi, sonríe :D
Se vale todo menos el spam y las agresiones. Me gusta devolver comentarios, no hay necesidad de dejar links. ¡Gracias por leer! :D