Image Map

lunes, 3 de septiembre de 2018

Juntos a medianoche de Jennifer Castle


Título: Juntos a medianoche Título original: Together at Midnight 
Autor: Jennifer Castle Editorial: VR YA Genero: Contemporáneo, romance, realismo

💗📖🎇

Juntos a medianoche es la novedad de este mes de VR YA y es un libro muy tierno y adorable, que nos inspira a dar lo mejor pero con mucho sass, humor y emoción.

Max y Kendall se conocen desde antes, pero un pequeño suceso de su pasado hace que lleven tiempo evitándose y que ni siquiera puedan mirarse a la cara. 

Kendall sufre de déficit de atención, acaba de regresar de una escuela móvil que la llevó a estudiar por el mundo, y se siente súper atrapada en su ciudad natal, que queda muy cerca de Nueva York, esa metrópolis por la que cada fibra de su ser clama. Por suerte, su hermano y su cuñado viven allí y,  en un impulso, se va con ellos a pasar los últimos días del año antes de tener que regresar a su rutina y al colegio. 

Max está de visita en lo de su abuelo súper cascarrabias durante las fiestas, y se siente un perdedor. No fue a la universidad por esperar a la chica que ama, pero ella lo dejó. Es un chico grande, inseguro y meditabumdo, que no se siente útil, hasta que surge una oportunidad escalofriante: quedarse unos días en Nueva York cuidando a su abuelo.

Max y Kendall no esperaban encontrarse en la ciudad. Mucho menos en horrendas circunstancias: ambos presencian un accidente casi fatal, y sienten que podrían haberlo evitado. Sin embargo, ninguno hizo nada y esa culpa los consume.

Es una mesera la que les ofrece una oportunidad de alivianar su carga: las buenas acciones no abundan y ser solidario no es tan sencillo como parece, así que les propone hacer un acto de bondad espontaneo a siete extraños, uno por cada uno de los presentes que pudo haber evitado el accidente y no lo hizo, antes de año nuevo. Los chicos aceptan, casi jugando, sin darse cuenta de que quizás están dando un paso que puede cambiar su vida. 


Este libro es una lectura muy ágil, de esas que no podés soltar porque no solo te gusta y entretiene lo que estás leyendo, sino porque es demasiado natural y gracioso. Muy espontáneo.

Hablé de sass, y sí, que un libro nos hable de la buena voluntad y nos de una lección de humanidad no es sinónimo de personajes correctos y almidonados, de hecho, Max y Kendall son un desastre, muy humanos, muy rotos, con mucho estilo. Nada de protas perfectos por acá. Es muy divertido leerlos, ya que son adolescentes comunes y corrientes, y te provocan empatía.

Hay muchas cosas que están mal con ambos. Como ya mencioné, ella tiene déficit de atención y esto se traduce en su comportamiento, le cuesta mantenerse enfocada en algo y eso incluye a las personas, lo que es fatal. Así que este desafío (que acarrea remediar su amistad con Max), es uno muy interesante, en el que realmente tiene que poner lo mejor de sí.

En cuanto a Max, no nos dan un diagnostico, pero sin dudas padece algo. Probablemente esté deprimido, pero hay algo más, es completamente dependiente de sus parejas. Necesita siempre a alguien que lo complemente. Es bastante enfermizo, y es en eso en lo que va a tener que trabajar a lo largo del libro: en descubrir que él mismo es más que suficiente, que vale muchísimo como individuo.

Como verán, esta historia que a simple vista parece pequeña y ligera, esconde tangentes más profundas de lo que creemos. Y eso que aún no llegamos a la parte más importante: la solidaridad.

El libro no solo nos hace ver con otros ojos el mundo, sino que nos muestra como con pequeñas acciones podemos hacer mucho. Como cosas que por ahí nos parecen una tonteria, podemos alegrarle/aliviarle/mejorarle el día a alguien. Es muy emotivo y bonito en ese aspecto, realmente te inspira.

Como puntos negativos, me hubiera gustado un chiquitín más de romance. Saben que no soy fan de los libros endulcorados, pero para nada. Sin embargo, quería más.

Y hablando de romance, lo que menos me gustó del libro está relacionado con eso. A Kendall le gusta un chico, un chico que tiene bastante protagonismo en la historia, y no me gustó mucho, mucho como manejaron eso. Desde el inicio se nota que no son tal para cual y que esa relación no funcionaría ni ahí, pero aún así. Las personas no son descartables, querida Ken.

Quitando eso, disfruté muchísimo de este libro. Es de esos que te dejan con calorcito interno y sonriendo, con ganas e inspirado para ser alguien mejor

Una lectura súper divertida y emotiva. Quiero leer más y más de esta autora. 


"Coloco los dedos de mis pies en el límite de la acera y miro hacia abajo, pensando que tal vez un risco no sea muy diferente a la esquina de una acera. A veces solo tienes que dar un paso y a veces tienes que dar un salto y, de cualquier forma, todo lo que en verdad importa es no quedarse inmóvil".

4 comentarios:

  1. Cuando lo presentaron en la juntada VRYA me enamoré de la portada, pero pensaba que iba a tener mucho romance y lo dejé pasar. Ahora con tu reseña me estoy replanteando la vida (?)

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola guapísima! Pues el libro me apetece muchísimo, en nada se publica en España, y la verdad es que tiene justamente la pinta que comentas, una historia ligera, bonita y tierna, y me gusta eso de que esconda cosas más profundas. Me lo apunto sin dudarlo, ¡un besote! <3

    ResponderEliminar
  3. No lo conocía pero la verdad es que con lo que escribiste me dieron ganas de leerlo, una historia un poco diferente a lo que he leído, me gusta

    Besos

    ResponderEliminar
  4. Hola Meli!
    No sé por qué, pero la idea principal de la historia me hace acordar a los libros de Levithan y Rachel Cohn. Capaz el hecho de que los protas se reencuentren en New York y se planteen hacer buenas acciones antes de Año nuevo me suena mucho a los libros de ellos, aunque ninguno de los que leí va sobre eso exactamente.
    De ahí en más me encanta eso que remarcas del mensaje y que te inspira a ser mejor. Adoré la cita y me quedo con ganas de leerlo :D

    Que andes bien!

    ResponderEliminar

Cada vez que dejas un comentario Gato es tan feliz que casi, casi, sonríe :D
Se vale todo menos el spam y las agresiones. Me gusta devolver comentarios, no hay necesidad de dejar links. ¡Gracias por leer! :D